Familia monoparental tras divorcio ¿Es posible?

¿Se me considerará familia monoparental tras el divorcio? Esta es la duda que muchos padres y madres se encuentran antes de afrontar un divorcio con hijos. ¿Qué significa exactamente ser una familia monoparental? ¿Cumplo con los requisitos para ser considerada como tal en España?

El considerar una familia monoparental o no tras un divorcio puede parecer difícil de entender y depende de varios factores, como el tipo de custodia, la relación de los progenitores con los hijos y la situación particular tras la separación. Hoy intentaremos dar respuesta a todas estas preguntas y dejártelo lo más claro posible. ¡Sigue leyendo!

¿Qué es una familia monoparental?

Se considera familia monoparental a aquellas que están formadas por uno o más hijos, y que conviven, dependen económicamente y están a cargo de un solo progenitor.

Siempre hablamos de esta definición en términos generales. Y es que es muy importante recalcar que el concepto «familia monoparental» no es homogéneo en toda España, lo que quiere decir que cada comunidad autónoma puede tener requisitos y definiciones ligeramente diferentes.

 Incluso podemos afirmar que no todas las comunidades autónomas tienen una definición y legislación propias para aplicar a las núcleos monoparentales. Las únicas CCAA españolas que reconocen activamente la monoparentalidad son: Aragón, Baleares, Cantabria, Cataluña, Comunidad Valenciana y Navarra.

Fuente: Ministerio de Igualdad, Gobierno de España

Como puedes ver, cada CCAA tiene sus peculiaridades, pero en el artículo de hoy intentaremos ser generales y hablar de los requisitos que la mayoría de comunidades comparten.

Requisitos para ser familia monoparental en España

Si generalizamos, la mayoría de normas específicas que reconocen el concepto de familia monoparental coinciden en una serie de requisitos. Los más importantes para ser considerados como tal serían:

  • Ser un núcleo familiar compuesto por una sola persona progenitora o tutora, y uno o más hijos a su cargo.
  • Que los hijos dependan económicamente únicamente del progenitor con el que conviven. Esto quiere decir que el padre o madre a cargo no reciba ninguna pensión de alimentos (o que esta sea inferior a un límite marcado por cada CCAA), y que los hijos no tengan independencia económica.
  • Que los hijos dependientes sean menores de 21 años, o de 25 años mientras estos cursen estudios universitarios o formación de grado superior. También se contemplará que la familia es monoparental en casos donde los hijos sean mayores de 25 años pero exista un % de discapacidad.
  • Algunos de estos requisitos pueden ser obviados en casos excepcionales, como casos de violencia de género.

Familia monoparental tras divorcio.

¿Puedo entonces optar a ser familia monoparental en caso de divorcio? La respuesta es sí, siempre y cuando cumplas con los requisitos concretos de tu comunidad autónoma.

Tras un divorcio, los principales requisitos en los que tendremos que fijarnos tienen que ver con la guarda y custodia de los hijos, así como los requisitos económicos.

Requisitos aplicados a una separación o divorcio

Como hemos visto, se considerará familia monoparental si tras el divorcio los hijos están a cargo de un solo progenitor. En otras palabras, que tras el divorcio se haya acordado un régimen de custodia monoparental o exclusiva.

 En cuanto a los requisitos económicos explicados anteriormente, se relata que los hijos deben depender únicamente de uno de los ex-cónyuges. Aplicando esto a una situación de divorcio, solo podrá considerarse familia monoparental aquella que la parte custodia de los hijos no reciba pensión de alimentos, puesto que se entendería que el progenitor no custodio está ayudando a la manutención de los hijos. 

Hay algunos casos en los que, pese recibir pensión de alimentos, se entenderá de igual manera al núcleo familiar como monoparental. Es en los casos donde la pensión sea demasiado baja, de acuerdo a unos valores establecidos por cada CCAA.

También es importante recalcar que los hijos deberán ser dependientes económicamente. La definición exacta de esta dependencia varía según la CCAA.

Familia monoparental tras divorcio con custodia compartida

Hemos visto que uno de los requisitos para ser considerado familia monoparental es que los hijos convivan y estén a cargo de un solo progenitor. En consecuencia no habrá cabida para la monoparentalidad si estamos divorciados con un régimen de custodia compartida.

¿Una mujer divorciada es familia monoparental?

La respuesta a esta pregunta es muy similar a la del apartado anterior. Sí, siempre y cuando se cumplan los requisitos definidos por cada CCAA.
Pero en el caso de las mujeres cabe añadir una situación excepcional, donde se les considerará familia monoparental pese a no cumplir con todos los requisitos anteriores: casos de violencia de género. Por ejemplo, puede asignarse la condición de familia monoparental pese a recibir una pensión de alimentos si la mujer ha sido víctima de violencia machista.

Pérdida de la condición monoparental y divorcio

Hemos visto algunos casos en los que se aplicaría la condición de familia monoparental tras un divorcio. Pero, ¿Hasta cuándo se nos considerará como tal?
La respuesta es sencilla: Mantendremos esa condición hasta que el titular de la unidad familiar vuelva a casarse, constituya una pareja de hecho o bien deje de cumplir con las condiciones establedicas anteriormente.

Cómo acreditar que somos familia monoparental tras un divorcio?

De igual manera que cada comunidad autónoma tiene unos requisitos propios, la forma de acreditar que somos familia monoparental puede variar entre CCAA.

Generalmente lo más útil es acurdir a las oficinas de atención ciudadana más cercanas a tu localidad, así como en oficinas de asuntos sociales y familia. Algunas CCAA como Cataluña permiten hacer el trámite de forma On-line.

La documentación típica necesaria para la acreditación es:

  • DNI del solicitante
  • Libro de familia, acta notarial o resolución judicial de tutela.
  • En casos de divorcio, la sentencia de separación/divorcio y el convenio regulador estableciendo las medidas de guarda, custodia y pensiones.
  • Documentación adicional para acreditar excepciones o casos especiales.

¿Es lo mismo ser madre soltera que familia monoparental?

Pese a que pueden parecer lo mismo, ser madre soltera no es sinónimo de familia monoparental.

El término «soltero/a» hace referencia al estado civil del progenitor. Generalmente podemos diferenciar los siguientes tipos de estado civil: Soltero, casado, separado y divorciado. Hay que recalcar que esto no tiene nada que ver con la monoparentalidad.

Por ejemplo: yo puedo tener hijos pese a no haberme casado nunca, y convivir con el otro progenitor. Esto nos convierte en padre y madre soltera, pero no en una familia monoparental puesto que los hijos conviven y dependen de sus 2 progenitores.

Por el contrario, puede darse el caso que tras un divorcio se cumplan todos los requisitos anteriores y, por tanto, se considere a los hijos y a uno de los cónyuges como familia monoparental. En ese caso, no podríamos decir que es madre/padre soltero ya que su estado civil sería divorciado.

Resumen: Familia monoparental con padres divorciados

En conclusión, podemos optar a ser considerados familia monoparental tras un divorcio siempre y cuando cumplamos con los requisitos. Estos dependen de la CCAA donde residamos, pero generalmente son: guarda y custodia exclusiva a uno de los progenitores, y dependencia económica de los hijos a su cargo (sin pensión de alimentos).

Ser considerado familia monoparental conlleva una serie de beneficios con el objetivo de ayudar a los núcleos familiares más desfavorecidos.

Contacta con nosotros

¿Cómo podemos ayudar?

Si todavía te quedan dudas no te preocupes. Pregúntanos y nuestro equipo estará encantado de contestarte.